Son muchos los motivos que pueden llevar a una pareja a separarse. Muchas veces esta separación es de mutuo acuerdo, pacífica y beneficiosa para ambos. Muchas otras se acude a un tribunal que determina las condiciones de la separación que en ocasiones son altamente injustas para uno de los dos.

Es en estos casos cuando es necesario contar con los servicios de un detective privado que pueda garantizar la adquisición de pruebas pertinentes que reestablezca las condiciones del divorcio.

En estos casos son 4 las vías de actuación en las que las pruebas de un detective privado pueden ser determinantes para decantar la balanza hacia un lado u otro.

INCUMPLIMIENTO DEL RÉGIMEN DE VISITAS

Uno de los problemas más frecuentes en caso de divorcios no amistosos es los incumplimientos del régimen de visitas establecido. En estos casos se establece un tiempo y un lugar para que el cónyuge que no tiene la guarda y custodia pueda pasar tiempo con sus hijos.

El problema viene cuando por culpar de cualquiera de las dos partes, se incumple este acuerdo.

O bien porque la persona que tiene la guarda y custodia no facilita al otro que visite a sus hijos o bien porque el cónyuge que debe visitarlos los retiene durante más tiempo, se persona en periodos que no le corresponden.

Uno de los casos más frecuentes es el del secuestro parental. Es decir, cuando uno de los progenitores se desplaza a otro lugar con los hijos y no facilita la posibilidad del cumplimiento del régimen de visitas.

En estos casos el detective privado debe actuar en calidad de observador y documentar con toda la información posible el cumplimiento del régimen de visitas, los inconvenientes que se generan y monitorizar las actuaciones del cónyuge para, en caso de que pretenda realizar un secuestro parental, localizar a los menores con la mayor brevedad posible.

INVESTIGACIÓN DE CUSTODIA DE HIJOS

Cuando finaliza un proceso de separación en el que hay involucrados menores de edad se establece un régimen de visitas. Es algo frecuente que o bien la persona a cargo de la custodia no sea realmente competente para hacerse cargo de los hijos.

Al haber un régimen de visitas limitado el otro implicado no puede recabar las pruebas necesarias para presentar ante un tribunal una revisión de la custodia.

En estos casos es necesario la actuación de un detective privado que se persone como testigo cualificado y con pruebas concluyentes sobre la idoneidad de la custodia.

Algunos de los casos más comunes es que el cónyuge que se hace cargo de la custodia no pase tiempo con los hijos, delegando de manera reiterada y constante su cuidado a terceras personas o incluso incurriendo en absentismo y abandono.

Puede ser que el progenitor al cargo trabaje en turnos que no son compatibles con la atención necesaria para los menores, que su vivienda no disponga de un espacio adecuado para sus hijos.

El papel del detective privado en estos casos es estudiar el estado de los hijos, las horas que pasan solos o con terceras personas, la idoneidad del hogar familiar y los absentismos del progenitor en manos de la custodia.

MODIFICACIÓN DE LA PENSIÓN ALIMENTICIA

Las pensiones alimenticias por lo general se establecen para garantizar que el cónyuge a cargo de la custodia no carga con toda la responsabilidad económica de educar, criar, vestir y alimentar a los hijos.

En estos casos muchas veces uno de los cónyuges miente en lo referente a sus ingresos, y o bien no declara parte o bien trabaja en negro garantizando que al no disponer de unos ingresos mínimos garantizados no debe responsabilizarse del aporte económico correspondiente.

En DetectivesMadrid nos hacemos cargo de investigar a fondo estos casos y a documentar con pruebas definitivas si alguno de los cónyuges está mintiendo sobre su nivel de ingresos. Se realiza un seguimiento y se comprueba si trabaja, si percibe ingresos de algún tipo y si gasta cantidades incompatibles con su presunto nivel adquisitivo.

Estas pruebas son válidas para ser presentadas ante un tribunal y garantizar una modificación de las cantidades exigidas en la pensión alimenticia.

EXTINCIÓNDE LA PENSIÓN COMPENSATORIA

En otras ocasiones es necesario justo lo contrario. Uno de los cónyuges se ve forzado a pagar una pensión compensatoria cuando ya no es necesario ya que el o los hijos se encuentran trabajando y obtienen ingresos económicos que invalidan automáticamente el pago de dicha pensión.

En estos casos el detective de nuestra agencia estudiará si realmente los hijos están trabajando y recabará pruebas concluyentes sobre este hecho, para, ante un tribunal, garantizar la extinción de la pensión compensatoria.

Si has sufrido un divorcio que consideras injusto, y crees que podemos ayudarte. No lo dudes. Ponte en contacto con nosotros y te ayudaremos a dar la vuelta a esta situación.

1 comentario
  1. ROSA
    ROSA Dice:

    EXCELENTE INVESTIGACIÓN, QUE ME AYUDARÁ A CONSEGUIR QUE MI EX-MARIDO CUMPLA LA SENTENCIA DE DIVORCIO. SERIEDAD Y PROFESIONALIDAD ASEGURADA!! OS RECOMIENDO SU GRAN SERVICIO!!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *